¿Influye la religión en la propagación de las epidemias?

Un biólogo evolutivo, David Hughes, un historiador de la religión, Philip Jenkins, y un demógrafo, Jenny Trinitapoli, han observado que algunas de las religiones más populares hoy en día surgieron al mismo tiempo que se extendieron ciertas enfermedades infecciosas y proponen que la religión influyó en la propagación de dichas epidemias. Según Hughes y sus colegas, las creencias religiosas influyen en los comportamientos de las personas y puede provocar la propagación no intencionada de enfermedades. Por ejemplo, entre los años 800 a.C. y 200 a.C., florecieron las ciudades, las plagas mortales acabaron con casi dos tercios de la población y surgieron varias religiones modernas. Según la opinión de cada religión sobre la enfermedad, las epidemias se propagaron de forma diferente en cada región. La respuesta de la gente a epidemias como la poliomielitis, el sarampión o la viruela, dependió de su sistema de creencias religiosas, que a veces huyó de la enfermedad y otras trató de ayudar a los enfermos. Nos lo ha contado Elizabeth Pennisi, “Does Religion Influence Epidemics?,” ScienceNOW, 23 August 2011.

Según Hughes y sus colegas, en el caso concreto de la tradición cristiana, ayudar a los enfermos era una manera de llegar al cielo, aunque se corriera riesgo de muerte y se favoreciera la propagación de la enfermedad. Las enseñanzas islámicas renegaron de la existencia de las enfermedades contagiosas, en contra de la opinión de algunos eruditos árabes, por lo que no tenía sentido tratar de evitar a los enfermos, que eran cuidados en el seno de las familias. La doctrina judía atribuía la muerte a la voluntad de Dios y promovió la idea de que sólo Dios puede curar a alguien, así que no se incentivaba el cuidado a los enfermos.

Un ejemplo actual es la propagación del SIDA en Malawi, África. El SIDA es la mayor causa de muerte entre los adultos en Malawi, donde afecta a uno de cada 14 adultos. Algunas regiones tienen comunidades cristianas, otras musulmanes, y otras están más mezcladas. El 30% de los cristianos visita regularmente a sus enfermos, pero solo el 7% de los musulmanes lo hacen. En algunas regiones, la promesa de cuidados médicos está provocando cambios de doctrina religiosa. Muchos se acercan al cristianismo y sus variantes (movimiento pentecostal o las iglesias independientes africanas) buscando atención y cuidados, ya que en estas religiones se acepta como algo natural el cuidado a los enfermos por “extraños.” Estas son las conclusiones de un estudio realizado por el demógrafo Trinitapoli que encuestó a 3000 personas de 1000 poblados de Malawi.

La enfermedad también influye en la religión. Las grandes religiones de hoy en día surgieron en épocas con gran cantidad de enfermedades y conflictos sociales. Los investigadores afirman que cuando las personas se sienten amenazadas tienden a formar grupos cooperativos, especialmente entre los que están viviendo en las ciudades lejos de sus familias y tratan de encontrar sustitutos para ellas. La religión pueden haber llenado este tipo de vacío social que las personas pueden haber sentido. 

Un estudio curioso que Hughes y sus colegas han presentado en el 13th Congress of the European Society for Evolutionary Biology, Tübingen, 20-25 August, 2011.