El bosón Higgs tras combinar (oficiosamente) LHC+Tevatron+LEP

Dibujo20130320 best fit higgs cv-cf parameter space and invisible one

La combinación oficiosa de los datos sobre el bosón de Higgs de LHC, Tevatrón y LEP nos permite asegurar que para una masa de 126 GeV/c² se ajusta a las predicción del modelo estándar con un valor de μ ∈ [0,98, 1,09] al 95% C.L. Más aún, para sus desintegraciones “invisibles” (en neutrinos, gravitinos, etc.) se puede asegurar que Γ~10-5 Mh (donde Mh es la masa del Higgs). Todo apunta a que se trata del Higgs del modelo estándar. Más información, para los físicos interesados en el análisis, en Adam Falkowski, Francesco Riva, Alfredo Urbano, “Higgs At Last,” arXiv:1303.1812, 18 Mar 2013. Como la estadística nunca miente, estos resultados serán similares a los que se obtengan con la combinación oficial (que aún nadie sabe cuándo se publicará, pero que yo espero que no se retrase mucho más allá del próximo verano).

Por cierto, el artículo técnico de la Colaboración CMS que resume su búsqueda del Higgs ya está en arXiv, en concreto, The CMS Collaboration, “Observation of a new boson with mass near 125 GeV in pp collisions at 7 and 8 TeV,” arXiv:1303.4571, 19 Mar 2013.

2 pensamientos en “El bosón Higgs tras combinar (oficiosamente) LHC+Tevatron+LEP

  1. La fuerza de inercia (o fuerza debida a la inercia) está ligada al concepto de masa. Desde Newton, ha sido un problema o misterio sin resolver. Todavía, algunos científicos están buscando una partícula (la partícula divina) o un campo (bosón de Higgs) para explicarla.
    Para estudiar la fuerza de oposición o fuerza de inercia no se deben utilizar cuerpos formados por partículas, porque eso crea confusionismo, debido a las acciones internas entre las partículas, pues en el contacto, como bien dice usted, unas partículas experimentan la fuerza de inercia antes que otras. En la gravitación, las partículas más cercanas al cuerpo que crea la gravedad experimentan una fuerza mayor que las más lejanas, por lo que los cuerpos se alargan por la gravedad, pero es tan pequeña la diferencia que es inapreciable,
    Pero todo ello no explica la aparición, o no, de la deformación producida por las fuerzas de inercia.
    Para evitar esas confusiones, se deben estudiar los efectos sobre una sola partícula.
    Si se ejerce una fuerza externa sobre una partícula, se acelera y se comprime por el electo de dos fuerzas iguales y opuestas, la fuerza exterior y la misteriosa fuerza de oposición o fuerza de inercia. Los científicos atribuyen esta última al efecto de un campo exterior, o bosón de Higgs
    Si una partícula está situada en un campo gravitatorio, la partícula se acelera pero no se comprime, porque no sufre la fuerza de oposición. Los científicos no explican la causa por la cual no actúa el bosón de Higgs contra la aceleración de la gravedad. Si fuera un campo real y existente, actuaría en todos los casos. Crearon o inventaron el concepto de campo gravitatorio, o fuerza de gravedad por unidad de masa, con el propósito de explicar la fuerza de gravedad al situar una partícula en dicho campo, pero se olvidaron de explicar la causa de la no existencia de la fuerza de oposición.

    En mi teoría todos los efectos se deben a la acción de las capas de energía envolventes de la partícula.
    Cuando se ejerce una fuerza exterior, la fuerza de oposición se produce porque la partícula comprime las capas envolventes de energía del espacio en el lado de avance.
    Cuando se trata de la gravedad, las capas de energía del espacio ejercen sus acciones en dirección del cuerpo que genera las capas de energía del espacio. Esas acciones son el campo gravitatorio. La capa envolvente de una partícula situada en dicho campo, es obligada a adapta el espesor de la capa de energía de dicho campo, En el lado exterior dicha fuerza comprime la capa envolvente contra la partícula, y al otro lado, la capa envolvente se dilata o expande, disminuyendo la fuerza de oposición, es decir,no aparece la fuerza de oposición, sino todo lo contrario, pues en ese lado la fuerza de gravedad separa la capa envolvente de la partícula, es decir, succiona la partícula.

Los comentarios están cerrados.