Un artículo científico retractado porque se publicó por un error administrativo

Las grandes editoriales, como Elsevier, están gestionando las publicaciones en revistas científicas como un negocio tipo “bueno, bonito y barato,” sin preocuparse para nada de la ciencia. Un artículo publicado en la revista Computers & Mathematics with Applications (CMA) ha sido retractado porque “no presenta ningún contenido científico y fue aceptado debido a un error administrativo.” Un artículo enviado el 15 de abril de 2009, aceptado el 20 de julio de 2009 y publicado en enero de 2010. Durante dos años y pico nadie se ha dado cuenta de que este “artículo” no es un artículo científico sino una chorrada sin sentido. ¡Increíble! Si te apetece echar una ojeada al artículo (Elsevier lo ha eliminado) aquí tienes una copia en la web de los autores. Visto en “Math paper retracted because it “contains no scientific content”,” Retraction Watch, April 17, 2012.

¿Quién es responsable de que ocurran estas cosas? Obviamente el editor principal (lo que no exculpa a la Editorial como responsable último). Cuando este artículo fue aceptado era Ervin Y. Rodin, que ha sido substituido por Leszek Demkowicz. De hecho, uno de los autores del artículo en CMA también tiene un artículo retractado en otra revista que también era editada por Rodin, Applied Mathematics Letters (“Faked data, unsubstantiated claims, and spirituality add up to a math journal retraction,” Retraction Watch, March 15, 2011), ha sido substituido por A. Tucker. Por lo que parece Elsevier no ha justificado oficialmente la retirada de Rodin como editor de estas dos revistas.

Anuncios

5 pensamientos en “Un artículo científico retractado porque se publicó por un error administrativo

  1. Lo que más me choca de este artículo es el hecho de que el correo electrónico de S. Kalimuthu pertenece al dominio de una conocida marca de cerveza.
    Por otra parte, hace algunos años estuve becado en un centro de documentación científica y puedo corroborar el hecho de que la mercantilización de la comunicación científica es un lastre enorme. La obsesión por publicar lleva a muchos a planificar el trabajo en función de la publicación en vez del objetivo del propio trabajo. Y en las ciencias básicas todavía se puede esperar un poco de seriedad, pero en las ciencias aplicadas (yo trabajaba con publicaciones sobre terapéutica) el panorama es desolador. Se publican una serie de chorradas sin sentido (lease homeopatía) que te hacen pensar que los editores se lo tragan todo porque el negocio mantiene el satu quo.

  2. que verguenza
    no entiendo como puede ocurrir semejante cosa. No es que esté camuflado en un galimatias (de dió el caso generadores de textos cientificos que consiguieron colar alguno fake porque ni el editor ni el referi entendieron ni un solo parrafo y no se atrevieron a exponer su falta de entendimiento) sinó que aquí la tratastada se vé a la legua. El editor tan solo tenia que abrir (ni siquiera leer, casi) el articulo para saber que era un fake de prueba. Ni siquiera tienen revisores?

  3. E. Rodin dirigía una tercera revista: “Mathematical and Computer Modelling”, también editada por Elsevier.

  4. Ver este articulo me ha arreglado la semana por venir. Me ha dado tantas sonrisas que ya no puedo mas. Viene bien en estos tiempos de crisis. Por otro lado, es una vergüenza y una decepción para los que nos esforzamos tanto por publicar cosas que tengan valor.

  5. Las malas prácticas de Elsevier son de sobra conocidas por todos en el mundo de la física y las matemáticas. De hecho, hay un boycott a Elsevier en curso al que os invito a sumaros, más información en The Cost of Knowledge
    http://thecostofknowledge.com/

Los comentarios están cerrados.